¡Dale nueva vida a tus cojines!

cojines eme de mujer españa

Dale una nueva vida a tus cojines con estas geniales ideas. 

En tiempos en los que los presupuestos ajustan, los accesorios se convierten en los mejores aliados y, entre estos, los cojines. Sigue leyendo y conoce cómo darles nueva vida:


Geometría

Ver más: Muebles con palets de madera

Tradicionalmente, los cojines vienen cuadrados, rectangulares, ovalados e incluso cilíndricos, muy cómodos para las camas o sofás tipos lounge. Ahora, con el tiempo el relleno se puede deformar y los textiles manchar o descoser. Por eso, una alternativa sencilla es hacer tus propias fundas.

¿Que necesitarás? 

  • Tela (aproximadamente 2 metros para hacer 4 cojines de 40 x 40 centímetros)
  • Cinta métrica
  • Lápiz o tiza
  • Tijeras
  • Alfileres
  • Aguja e hilo
  • Cremalleras o botones

Home interior

 Para confeccionarlos 

  1. Lo primero es hacer un patrón y la forma más fácil de crearlo es doblar la tela por la mitad. Así podrás ver cómo se ven y variar entre formas y tamaños.
  2. Marca la tela con la tiza por el lado interno y suma dos centímetros para las costuras. Después, toma las tijeras y corta los trozos de las que serán las nuevas fundas para cojines.
  3. Une los extremos con alfileres y ensarta la aguja con un hilo fino. Si no tienes mucha experiencia, puedes optar por usar una máquina de coser.
  4. Recuerda que, a menos que la tela sea reversible, deberás hilvanar con puntadas delicadas ambas caras internas; es decir, lo que luego no se verá.
  5. Por último, deberás coser el cierre o hacer los ojales para los botones de seguridad.
  6. Dales la vuelta y tendrás fundas personalizadas. ¿Qué hacer? Solo mételos como si fueran almohadas.

Verás que con este sencillo tutorial podrás darle una nueva vida a tus cojines y lograr darle un aire nuevo a tu casa. Inténtalo y notarás la diferencia, tu decoración llamará la atención de todos los visitantes.

Escrito por Eme de Mujer Venezuela


 

Escrito por
Más de Equipo Eme

7 Mitos acerca del orgasmo femenino

Porque no hay que creer todo lo que se dice y menos...
Leer más